Este 19 de noviembre, se conmemora el Día Internacional de las Mujeres Emprendedoras, instaurado por Naciones Unidas en 2014 con el objetivo de sensibilizar a la sociedad sobre los obstáculos en el entorno empresarial y financiero con los que todavía se enfrentan las mujeres a la hora de emprender.

Con este motivo, el Gráfico de la Semana recoge la información de la evolución de la Tasa de Actividad Emprendedora o TEA (una medida de todas las iniciativas emprendedoras de menos de tres años y medio que existen en el mercado, que recoge las características de la dinámica emprendedora en un país o territorio y se obtiene con una metodología homogénea en los Global Entrepreneurship  Monitor – GEM).

En la edición 2017, tanto en el ámbito de Euskadi como en el Estado, la actividad emprendedora masculina sigue siendo superior a la actividad emprendedora femenina.

Durante 2017 en España, la tasa TEA femenina se ha situado en un 5,6% y la tasa TEA masculina
en un 6,8%. En el País Vasco, la tasa de actividad emprendedora femenina ha aumentado 1,5 puntos
porcentuales (de 3,2% a 4,7%) mientras que la tasa de actividad emprendedora masculina ha aumentado
3,4 puntos porcentuales (de 3,4% a 6,8%) en comparación con el ejercicio anterior. Al observar la
evolución del TEA desde el 2004, el TEA femenino ha variado entre un mínimo del 2% en el 2010 y un
máximo del 4,9% en 2006 (muy similar a la edición actual), mientras que el TEA masculino ha variado
entre un mínimo del 3,1% en 2010 y un máximo de 8,9% en 2007.

Hay que seguir trabajando…